Ficha:
  • Nombre: Garmo negro (3051 m.).
  • Situación: Valle de Tena.
  • Tiempo: 4:30h. (subida invernal abriendo huella). Bajada 3h.
  • Dificultad: Media.
  • Desnivel+: 1469 m.
  • Punto inicio: Refugio Casa de Piedra.
  • Ruta circular: No.
  • Mapa: Topo pirineos v2.4 (basecamp.)

Perfil:Thumbnail image

Thumbnail image


  • Mapa de situación:

10.5 km, 10:53:57

  • Descripción:

Subida invernal 2 de Abril de 2011.

Dos intentos de subir el Garmo Negro este año! y que por culpa del tiempo no he podido llevar a cabo. Por fin! un anti ciclón !! Es la oportunidad que llevaba 2 meses esperando...
Nos acercamos a los baños de Panticosa donde se encuentra el balneario en reformas y el refugio Casa de Piedra que aún estando completo, nos hacen hueco! Justo llegamos para la cena, el buen aroma nos abre el apetito y enseguida nos plantamos con un cocido montañes y un hermoso filete de ternera con guarnición! botella de vino para acompañar y fruta para terminar. Buen menú para cargar pilas y pronto a la cama. Este refugio será desplazado cuando terminen las obras de reforma de dicho balneario a uno que se esta construyendo a 2200 m. en Bachimaña junto al lago inferior, nos sentimos felices de poder disfrutar sus últimos días.
Como ronca la peña! a pesar de todo algo he podido descansar, son las 5! Toca salir pronto, es importante pillar la nieve dura para conseguir ganar altura rápido y evitar las avalanchas que protagonizan la fama de esta montaña.
Salimos del Refugio a las 5:45h. vamos con el frontal avanzando por la pìsta derecha hasta toparnos con un camino que irá serpenteando por el bosque, tomamos como referencia una ermita incrustada en la espesura del bosque, que debemos dejar a la izquierda. Adivinando el trazado en la penumbra vamos ganando altura, el ruido del agua limando la falda del barranco de Arnales nos hace cuenta del desnivel que estamos afrontando en poco tiempo.

El GPS marca los 2000 m. justo en el momento que empieza a aparecer la nieve, de momento esta dura y el paso es cómodo...según vamos avanzando vemos como la temperatura va haciendo que la nieve reblandezca y cada vez nos hundamos más. Empezamos a ver los primeros eskiadores que foqueando se abren paso mucho más rápido que nosotros.
Llegamos a una planicie que nos presenta un corredor por el que han canalizado todas las nieves de los desprendimientos de las cotas superiores, esto avisa del riesgo que tenemos y hace que nos separemos de las laderas afrontando la subida pegados a la izquierda de un embudo lateral, por desgracia no tenemos ninguna huella, solo pequeñas trazas de eskiadores que no ayudan mucho. La labor es ardua, pero nuestas ganas hacen que sigamos a buen ritmo. Pronto vemos unas trazas de huella que van en dirección al argualas nosotros debemos girar a la derecha para enfilar el cuello del Garmo Negro, vamos abriendo paso a través de los restos de hielo que se han
ido desmoronando de las cimas, y esto dificulta el caminar.
La fatiga se empieza a notar a los 2900 metros, se nota la sensación de altura y que hay que guardar fuerzas e hidratarse para acometer la pala final. Tomamos la última pala por el margen derecho, más vertical pero con las condiciones de nieve que tenemos, es segura. No usamos los crampones, pero sí nos ayudamos del piolet para evitar una posible caída larga...Esquivando unos resaltes rocosos nos vamos aproximando a la cima, el paisaje a nuestro alrededor es magnífico y la sensación de triunfo se vislumbra en nuestras caras. La cresta cimera esta repleta de nieve y tomamos precauciones de no arrimarnos mucho, en cuanquier momento puede caer.
Tenemos a nuestro alrededor todo el pirineo majestuoso, con el Vignemale presidiendo su estampa, el balaitus aguerrido y el midi d'ossau con su pose insolente.

La bajada la hacemos por la huella que hemos abierto subiendo pero cada paso nos hundimos 30 cm. más! Con paciencia hasta el coche!

  • Fotografías:

contentmap_plugin
contentmap_module

Comentarios:

Volver