Ficha:
• Nombre: Tuc de Ratera (2856 m), Aguja de Amitges (2613 m),Tuc de Saboredo (2804 m) y Pic d’ Amitges (2825 m).
• Situación: Parque Nacional Aiguestortes
• Punto de Partida: parking Peullá en el Port de la Bonaigua (1920 m)
• Distancia: 40 km.
• Desnivel: 3000 m acumulados
• Duración: 3 días a unas 6-7 horas por día.
• Cartografía: P.N. Aiguestortes y Estany de Sant Maurici

Thumbnail image

 


  • Mapa de situación:

39.4 km, 07:12:05

  • Descripción:

 

Circular P.N. Aiguestortes: Tuc de Ratera (2856 m), Aguja Amitges (2613 m), Tuc de Saboredo (2804 m) y Pic

d’ Amitges (2825 m).

 

 

Preciosa circular de 3 días por las lindes del Parque Nacional de Aiguestortes y Estany de Sant Maurici. La ruta se puede hacer en sentido inverso al propuesto aquí. La ruta comparte sólo un pequeño tramo con la ruta de Carros de Foc y algo más con el GR-11.
1º día
Dejamos el coche en el parking de Peullá en el puerto de la Bonaigua y partimos de allí por los hitos casi siguiendo la carretera que sube el puerto en dirección E para bordear la sierra que separa el Vall de Gerber del Vall de Ruda. Nosotros ascenderemos por el Vall de Ruda y descenderemos por el Vall de Gerber, que podemos ver desde el propio parking. Se puede hacer de forma inversa.
Por el Vall de Ruda seguimos las marcas que nos llevan hasta el Refugio de Saboredo, enmarcado junto a los lagos y el circo del mismo nombre. Desde aquí enfilamos el camino de la Carros de Foc que, pasando por el Coll de Sendrosa, lleva hasta el Refugio de Colomers, donde pasamos nuestra primera noche. Desde el propio refugio podemos ver a lo lejos el Coll y Tuc de Ratera, objetivos de nuestro segundo día de andada.

2º día
El segundo día desandamos parte de lo hecho el día anterior para bordear el lago y coger el GR-11 (marca roja y blanca) que lleva hasta el Coll de Ratera y de allí al Refugio de Amitges (segunda noche) y que discurre por las orillas de los lagos Obago, Long, Redón… por citar algunos. Una auténtica maravilla de camino que nos permitirá disfrutar además de
los gigantes del Circo de Colomers. En el Coll de Ratera, en vez de seguir el GR-11 hasta el Refugio Amitges, cogemos los hitos que en dirección SE hasta el Tuc de Ratera. La subida es evidente y no tiene mayor complicación y las vistas desde la cima son imponentes. Desde ella veremos todas las cimas que coronaremos en nuestra ruta, muchos de los lagos de los circos que visitaremos y, por si fuera poco, también se dejan ver los titanes de Benasque: Aneto, Maladeta, Posets, Besiberris… Retrocederemos de nuevo hasta el Coll de Ratera y volveremos a coger la ruta marcada que
lleva al Refugio de Amitges, donde pasaremos nuestra segunda noche. Desde el propio refugio podemos ya ver la ruta y las tres cimas por coronar de nuestro tercer y último día.
3º día
Retrocedemos unos cien metros para coger el camino que, entre los Estanys de Amitges y la Munyidera, asciende por la “parte trasera” de las agujas de Amitges. Hay otro camino que asciende por la “parte delantera” de las agujas y que lleva también al Coll de Amitges pero nosotros elegimos el anterior para coger la canal que asciende hasta una de las propias
agujas y de allí directos al Tuc de Saboredo. Los hitos ascienden por las grandes escombreras rocosas y hay que estar atentos para no perderlos ya que ellos nos llevaran hasta la canal de subida a la Aguja y de allí al Tuc de Saboredo. Ascendemos la aguja que, si está acostumbrada a trepadas en alta montaña y la roca está en buenas condiciones, no debe presentar mayor problema. Ya destrepados de la aguja seguimos los hitos que enfilan directamente la cima del Tuc de Saboredo sin pasar por el Coll de Amitges. Esta subida, sin ser de dificultad, es ciertamente más complicada y expuesta que la vía normal que asciende desde el Collado, y por la cual bajaremos tras coronar la cima. Desde el Coll de Amitges ya vemos la subida que asciende sin dificultad hasta el Pic de Amitges y vemos también la bajada hacia el Vall de Gerber. Conseguimos la cima, volvemos al collado y enfilamos ya el inicio de la bajada hacia el Vall de Gerber que pondrá punto y final a nuestro itinerario. En un primer tramo bajamos hasta el refugio no guardado de Gerber-Mataró desde donde tenemos una imponente vista del circo formado por los Amitges-Bassiero sobre unos preciosos lagos alpinos. Paramos a almorzar y enfilamos ya sí la bajada por el valle que nos lleva de nuevo hasta el Port de la Bonaigua. El Vall de Gerber es, en nuestra humilde opinión, uno de los rincones más preciosos que quedan en nuestra geografía. Merece la pena recorrerlo y disfrutar como el bosque se funde, hasta desaparecer, en la alta montaña.

  • Fotografías:

 

 

 

contentmap_plugin
contentmap_module

Comentarios:

Volver